El glaucoma es una enfermedad progresiva del nervio óptico, el encargado de transmitir al cerebro la información recibida en la retina.

Los exámenes visuales son muy importantes para ayudar a prevenir el glaucoma, sobre todo para aquellas personas que, además de tener la presión intraocular alta, reúnen factores como antecedentes familiares, miopía elevada, diabetes o tener más de 50 años.

Cómo saber si se padece glaucoma

Si se diagnostica a tiempo, la ceguera derivada del glaucoma puede evitarse en más del 90% de los casos. Aunque un diagnóstico precoz de esta enfermedad es de suma complejidad. El glaucoma es conocido por ser el ‘ladón silencioso de la visión’, ya que no presenta síntomas en sus fases iniciales.

En la mayoría de los casos, cuando los pacientes identifican la lesión, el daño ya es irreversible. Según la OMS (Organización Mundial de la Salud), el glaucoma es la tercera causa de ceguera en todo el mundo.

Síntomas del Glaucoma

Aunque como hemos dicho los síntomas no aparecen en las primeras fases, cuando la patología ya está avanzada los síntomas son:

  • Reducción del campo de visión periférico.
  • Sensibilidad a la luz.
  • Dolores de cabeza.
  • Dificultad para ver en la oscuridad.

Glaucoma Vs. Tensión intraocular

Aunque la mayor parte de la gente asocia la tensión ocular alta con el glaucoma, uno no es causa del otro. Las personas que tienen la tensión intraocular alta mantenida en el tiempo presentan un mayor riesgo de padecer esta patología, aunque es necesario que se den otros factores para que la enfermedad aparezca.

¿Qué es la tensión ocular?

La tensión ocular conocida como presión intraocular o PIO hace referencia a la presión de dentro del ojo.

Cómo saber si se tiene hipertensión ocular

La hipertensión ocular no tiene signos perceptibles para los que la padecen, ya que no provoca dolencias como dolor u ojos rojos, es decir, no tiene síntomas. Por tanto, la única forma de saber si se tiene hipertensión ocular es con un examen de vista completo a cargo de un profesional sanitario.

¡No lo dudes! Ven a óptica Las Carolinas y cuida tu salud visual.